Etiquetas Archivadas: Monarquía

La ideología de la Justicia

Ahora que están tan de moda las trilogías, y visto el éxito de taquilla de La ideología de la Policía y La ideología de los medios, me quito la mordaza para escribir la tercera parte: La ideología de la Justicia.

No pidáis precuelas, que no sé cómo está la conexión a Internet en Alcalá Meco.

 
 

La ideología de la Justicia: de aquellos polvos

Empezaremos con un poco de historia reciente, franquismo y Transición, para comprender de dónde venimos y por qué vamos adonde vamos, a no ser que hagamos algo por evitarlo.

España es un país peculiar. No porque sigamos disfrutando maltratando animales, o nos guste echarnos un ratico después de comer: en los años cuarenta, cuando el fascismo de Hitler y Mussolini era derrotado tras la Segunda Guerra Mundial, aquí, el protegido de estos, un tal Francisco Franco, alcanzaba el poder tras dar un golpe de Estado.

Ni EEUU, ni Francia, ni Reino Unido, nadie movió un dedo por ayudarnos (como Estados) a no caer en ese agujero, ni por sacarnos de él después. Y así nos pasamos 35 años, a oscuras en una negra topera donde, como en el juego aquel, al que asomaba la cabeza le caía encima el garrotazo.

Continúa leyendo

2015, Medievo

Saludos, vasallos del siglo XXI. Hoy nos quitamos la mordaza para lamentarnos de que vayamos a entrar en el año 2015 con un jefe del Estado «elegido» por vía vaginal.

 
Continúa leyendo

Adiós, princesa. Hola, reina

Saludos, «multitudes» que salisteis a la calle y engalanasteis los balcones para rendir pleitesía a vuestro nuevo señor. Hoy nos quitamos la mordaza para hablar de la monarquía, del aborto… y de la hipocresía.

 

Adiós, princesa. Hola, reina

Dado que hemos elegido seguir con la monarquía parlamentaria… Ah, ¿que no? ¿Que no lo hemos elegido? Qué cosas, qué democracia tan rara. Bueno, pero lo habríamos elegido si nos hubieran dejado. Igual que la Policía del Pensamiento (curiosas siglas, también PP) combatía a los «crimentales» en 1984, nosotros somos «votamentales», y Rajoy sabe lo que hay en nuestra cabeza sin necesidad de referéndums ni chorradas, como buen Presidente del Pensamiento.

En fin, en cualquier caso, como la monarquía está en boca de todos, creo que podría resultaros interesante leer algunos fragmentos de Adiós, princesa, el libro del primo de Letizia Ortiz, David Rocasolano.

Continúa leyendo

Monarquía bananera

Aunque este artículo lo escribí en junio, mientras asistía incrédulo al vodevil que montaron a cuenta del DNI de la infanta, lamentablemente continúa de actualidad. Para vergüenza de nuestro sistema judicial, la infanta no es que siga en la calle, sino que ni siquiera han podido llamarla a declarar. Los chambelanes del régimen han continuado excusando lo inexcusable con la táctica de Ana Mato: antes tonta que culpable. Y al juez le van presionando y dando «avisos», repitiéndose la historia de Garzón y Elpidio Silva.
Ahora estamos con los pagos que la infanta realizó con la tarjeta de Ay-zoon (ya veréis si no acaban diciéndonos que los hizo sonámbula).

 
Continúa leyendo